Aprovecha al máximo la iluminación de tu casa

En cualquier proyecto de construcción o reforma, la iluminación es un factor muy importante a tener en cuenta, la distribución de los interruptores, los tipos de bombillas y la elección de las luminarias, pueden hacer que una estancia se transforme totalmente en un espacio más cálido y acogedor o en un espacio de trabajo y concentración con unos pocos cambios.  En el blog de esta semana te ayudamos a descubrir todo lo que necesitas saber para aprovechar al máximo lo que nos puede ofrecer una buena iluminación en tus estancias.

Distribución de luces

Dicho esto, hay que hablar sobre la comodidad que nos da una buena distribución de los interruptores, en CNLPRO nunca nos olvidamos de recordar que en estancias como la habitación o la sala de estar, tener luces con dos interruptores es muy cómodo; en obras nuevas es algo esencial ya, para qué vas a levantarte de la cama a apagar la luz si puedes tener un interruptor al lado de tu cama. En el salón ocurre lo mismo, es indispensable situar, al menos, un interruptor en el lado de la entrada y otro en el lado que va al resto de habitaciones para una mayor comodidad. 
Y aunque el salón también suele ser la estancia que recibe más horas de luz natural, lo más normal suele ser que la sigamos usando cuando el sol ya se ha puesto.

Lo más importante para empezar a definir la iluminación de tu casa es saber de qué forma entra la luz natural y en qué estancias. Una vez tengamos esto podemos empezar a crear la distribución de la iluminación artificial. Las zonas donde más iluminación artificial suele ser necesaria es en la cocina y en el salón ya que son los espacios en los que pasamos más rato y en el caso de la cocina es indispensable una buena iluminación para estar seguros de que no nos cortamos el dedo.
Y aunque el salón también suele ser la estancia que recibe más horas de luz natural, lo más normal suele ser que la sigamos usando cuando el sol ya se ha puesto.

Cómo aprovechar mejor la luz

Cuando se trata de construcciones nuevas es más sencillo hacer que un arquitecto cree una distribución para aprovechar mejor la luz natural, pero en obras y reformas de viviendas o locales ya existentes es más complicado ya que puede implicar hacer modificaciones estructurales. Pero no hay que preocuparse, en esos casos hay muchos trucos para aprovechar al máximo la iluminación natural tanto como la artificial.

El primer consejo es que las paredes que tengan luz directa de ventanales, están pintadas o vayan a ser pintadas con colores claros, de esta forma la luz se refleja mucho más ya que los colores claros no absorben la luz como lo hacen los oscuros.Otra forma de aprovechar al máximo los ventanales es creando estancias diáfanas, de esta forma aprovechas todas las entradas de luz en tu estancia que previamente tenían separaciones o paredes y columnas que obstaculizan la luz. 

Iluminación artificial

El tipo de luz artificial principal es la iluminación general, las luces que suelen ir al techo con el objetivo de iluminar toda la estancia en la que están, como más equilibrada sea esta iluminación, mejor, para evitar contrastes de sombras y toda la estancia tenga la misma cantidad de luz. 

La iluminación puntual viene de la mano de lámparas o bombillas individuales, se suelen situar en mesillas de noche o despachos. En muchos casos, encima de la encimera o los fogones de la cocina también puede ser muy útil.  impermeabilizante.

Las luces ambientales suelen ser decorativas o para ambientes concretos, son las luces más divertidas de instalar y por supuesto de usar. Recomendamos elegirlas con regulador e incluso con cambio de colores para las noches de película o las mañanas de café en las que la luz general te pone de mal humor. 

es_ES